Nuestro tesoro crece a ojos vista. Y habla por los codos. Y es una niña activa, que no para, y lista como el hambre.

Además, desde hace varias semanas ya no usa pañal ni de día ni de noche. Y podríamos decir que no ha costado nada, que todo ha ido estupendo, que ha sido dejar de ponerle pañal y listo. Pero no. Llevábamos ya meses preparando el cambio, con el orinal a vueltas, con problemas a la hora de hacer caca. Pero todo ello ha merecido la pena y ahora Nikita está feliz sin pañal y nosotros casi más que ella 🙂

Nikita poniendo caras

En septiembre empezará el colegio, y Nikita será la más pequeña de la clase. Y ya nos hemos hecho a la idea de que todo va a ir estupendamente bien y excepto los virus y demás bichos indeseables no habrá ningún problema, porque la niña está muy espabilidada y todos los compañeros/as van a cuidar de ella (además del profesor/a, claro)

Artículos relacionados:

Adaptándonos a la guardería Hoy por la mañana he llevado a Nikita a su quinto día de adaptación en la guardería. Por primera vez se quedaba a comer también. Ella todavía no ha...
Os presento a Nikita, nuestra hija Llegó en los primeros minutos de un viernes 11 de diciembre, por cesárea, tras muchas horas de parto inducido sin resultado, pero también sin dolores ...
Nikita sigue creciendo: 13 meses Hace un mes cumplió su primer añito: Lleva muchas semanas sin coger virus ni bacterias ni bichos malos, y ha crecido bastante. Y ya casi and...
Nikita, 4 días para cumplir 2 meses Nikita es una llorona. Serán los cólicos, será que es muy nerviosa, será que le gusta estar en brazos de su madre todo el tiempo, pero desde prime...