Siempre he dicho como broma que tengo a mis suegros en la otra punta del mundo. Y es verdad. Pero de alguna forma siempre he querido que viniesen a conocer España, a mi familia, y el lugar donde vive su hija pequeña, y ahora también su nieta.

Por eso estoy contento, a pesar de todas las dificultades y pequeños problemas de convivencia que estamos pasando. Mis padres políticos llegaron a España a finales de noviembre para quedarse 11 semanas, incluyendo en ese tiempo el segundo cumpleaños de Nikita, las navidades, la entrada en 2012 y también el año nuevo chino (23 de enero en 2012).

Nikita durante su segundo cumpleaños con padres y abuelos chinos

Es algo extraño convivir con alguien tan distinto en costumbres. Pero creo que también tiene su parte positiva. Todos aprendemos cosa nuevas, y sobre todo cultivamos la paciencia 🙂

Nikita disfruta ahora de sus 4 abuelos a diario, y es algo que también creo más que bueno.

Y poco más que contar. Felices fiestas a todos y feliz entrada en el año 2012.